Acompañantes·Recetas

Habichuelas rosadas guisadas

img_1428

Luego de escribir El secreto para un arroz blanco perfecto, no pude evitar pensar en unas habichuelas (frijoles) guisadas para acompañarlo. Ablandar habichuelas no era lo común en la cocina de mi madre, ni en la de mis abuelas, por lo que crecí ajena a ese quehacer tradicional de la cocina puertorriqueña. Fue de adulta que aprendí, por curiosidad, el arte de ablandar y guisar habichuelas al estilo tradicional puertorriqueño. Aunque prefiero las habichuelas ablandadas en casa, las enlatadas son también muy buenas, además de que  economizan tiempo en la cocina. Son rápidas, convenientes y deliciosas. El truco es escurrirlas y enjuagarlas bien para quitarle todo rastro de preservativo y preparar un buen sofrito. Particularmente me encanta agregarle jamón de cocinar y calabaza (y hasta tocino si no estoy velando la dieta!), pero, si eres vegetariano o no comes cerdo, con el sofrito y la calabaza será suficiente para disfrutar de un delicioso manjar.



Habichuelas guisadas rosadas

(Rinde para 6, como acompañante)     

1 cebolla, pelada y picada en 4 pedazos
1 pimiento de cocinar, sin semillas y picado en pedazos grandes
4 ajíes dulces, sin semillas
4 dientes de ajo
6-8 hojas de recao (culantro) fresco
2 cdas. de aceite de oliva
1 taza de jamón de cocinar, picado en cuadritos
2 cdtas. de orégano seco
2 cdas. de pasta de tomate
1 lata de habichuelas rosadas, lavadas y escurridas
1/2 cubito de jamón (opcional)
½ libra de calabaza, lavada y picada en trozos grandes (no tienes que pelarla)
3 hojas de recao, picaditas
1 cda de vinagre blanco
Sal y pimienta a gusto

*Para las habichuelas, preparo el sofrito en el procesador de alimentos. Si no tienes uno, puedes picar los vegetales en cuadritos pequeños o usar 1 taza de un buen sofrito ya hecho.

  1. En un procesador de alimentos echa la cebolla, pimiento, ajo, ajíes y recao junto con 1/4 de taza de agua y procésalos hasta que que estén bien molidos. Reserva.

    img_1426
    Rinde 1 taza de sofrito
  2.  En una olla mediana, calienta el aceite a fuego medio y sofríe el jamón hasta que dore, unos 3-4 minutos. Si el jamón tiene hueso, sofríelo también en el aceite. Le da buen gusto.
  3. Añade el sofrito (rinde 1 taza), el orégano, una pizca de sal y pimienta y sofría por 2 minutos más.
  4. Agrega la pasta de tomate y las habichuelas (frijoles) y mezcla todo bien.
  5. Vierte 3 tazas de agua, 1/2 cdta de sal y el cubito (si lo vas a utilizar), pon el fuego alto y deja hervir por 10 minutos, sin tapar.
  6. Tapa la olla, baja la temperatura a lo más bajo y cocina por al menos 15 minutos. Mientras más tiempo estén, más sabor toma el caldo.
  7. Agrega la calabaza en trozos, deja hervir y tapa nuevamente.
  8. Cocina a fuego lento hasta que la calabaza esté tierna (15-20 min.). Si espesa demasiado el caldo, échale más agua, prueba y rectifica de sal.
  9. Para darle el toque final, añade el vinagre y el recao picadito justo antes de servir. Si no utilizaste el cubito de jamón, puedes añadirle hasta 1/2 cucharadita de sal adicional. Sirve con arroz blanco.

img_1427

 

img_1429
Plato típico puertorriqueño: arroz blanco, habichuelas guisadas, pollo asado y aguacate.

 

4 comentarios sobre “Habichuelas rosadas guisadas

  1. Por que no nos da una clase para hacer las palmitas de hojaldre? Voy a donde sea! Si no trabaja afuera la puedo invitar un dia a dar una demostracion en mi escuela en la clase de economia domestica, cuando usted diga! Gracias

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s